El Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi ha dado luz verde en Junta de Gobierno Local a la aprobación inicial del proyecto de mejora de accesibilidad en la plaza Mayor y calles adyacentes a la casa consistorial. Una inversión de 407.073,66 euros dirigida a resolver las necesidades urbanas, estéticas y de accesibilidad de esta zona del núcleo histórico de l’Alfàs del Pi, que abarca la plaza Mayor y el tramo de la calle Federico García Lorca que discurre entre la calle Escuelas y la plaza Jaume I.

Este proyecto de mejora plantea la reurbanización de toda la plaza Mayor, ampliando su espacio al abarcar un tramo de la calle Federico García Lorca, que se semipeatonaliza.

Se rehacen los niveles y se eliminan todos los obstáculos físicos, como escalones o resaltes.

PUBLICIDAD

La distinción de zonas y usos se realizará mediante la utilización de diferentes pavimentos, que marcarán las zonas de estancia y descanso, diferenciándolas de las zonas de circulación.
Según ha explicado el concejal de Urbanismo, Toni Such, “para la distribución de los nuevos elementos urbanos de la plaza Mayor se han tenido muy en cuenta la historia y tradiciones del municipio. El principal objetivo ha sido generar un espacio urbano funcional”. Así las cosas, debido a los usos que se le dan a esta plaza, en los que ocasionalmente se produce una gran congregación de gente, especialmente en las fiestas del Jubileo y del Santísimo Cristo del Buen Acierto, “se ha contemplado como necesaria la generación de un espacio amplio sin interrupciones físicas que puedan disminuir la funcionalidad de esta plaza”, ha añadido Such.

El pino emblema de l’Alfás.                                 El pino de l’Alfàs del Pi es un elemento simbólico del municipio. Para hacer referencia a su historia y dotar a este árbol de la importancia que lo caracteriza, el proyecto plantea un banco de piedra a su alrededor, a modo de escultura pero con la función propia de espacio de descanso y de reunión. Dicho banco tiene también la función de alcorque.

PUBLICIDAD

“Se plantea como un elemento conmemorativo donde se puedan plasmar y grabar las fechas de cada uno de los árboles que se hayan plantado, convirtiéndose en un elemento urbano pero, a la vez, que reúna la historia de cada uno de los pinos que han formado parte de la historia del municipio”, ha añadido el concejal de Urbanismo.
Así mismo, el proyecto plantea un pedestal ubicado en frente de la fachada de la iglesia. Se trata de una escultura proyectada en piedra que pretende hacer referencia a todas las niñas del municipio que han recitado la embajada en las fiestas del municipio y que servirá de podio para aquellas que la reciten en el futuro.
Este proyecto contempla, además, la semi-peatonalización de un tramo de la calle Federico García Lorca, el que discurre desde el Ayuntamiento de l’Alfàs hasta la plaza Jaume I, donde se generarán espacios de descanso y zonas de sombra mediante la adopción de elementos vegetales.
Paralelamente a la ejecución de este proyecto de mejora, se llevará a cabo la renovación de colectores de agua potable en el tramo de la calle Federico García Lorca que discurre entre la calle Escuelas y la plaza Jaume I, trabajos que supondrán una inversión de 149.793,99 euros. “Se considera necesaria la renovación de las redes de agua potable ya que las conducciones existente son antiguas de fibrocemento y alimentan a gran parte de la población del casco urbano de l’Alfàs”, ha manifestado Toni Such. Estas obras se van a desarrollar de forma simultánea con las del proyecto de mejora de accesibilidad en la plaza Mayor y calles adyacentes a la casa consistorial.

PUBLICIDAD

Estos dos proyectos han pasado esta semana por Junta de Gobierno Local, donde se ha dado luz verde a su aprobación inicial. Ahora comienza un periodo de exposición pública, tras el cual se procederá a su aprobación definitiva. El objetivo del equipo de Gobierno es poder iniciar las obras en el primer trimestre de 2024.