El pasado día 20 de agosto, un grupo de usuarios de una red social muy conocida, alquiló una casa independiente para realizar un video clip el cual sería utilizado para redes sociales.
Según manifestó el arrendatario, una vez comenzado el rodaje, los influencers no cesaban de consumir sustancias estupefacientes en el domicilio, sin permiso, así como comportarse de manera despreocupada con el mobiliario, hechos recriminados por el propietario de la casa.

PUBLICIDAD

Por otro lado, los arrendados denunciaron ante la Policía Nacional que era el propietario quien no les cesaba de llamar la atención por todo, resaltando sus malos modales y estado de embriaguez.

Pasado un tiempo y cuando la situación se encontraba muy tensa por ambas partes, tanto arrendatario como los arrendados comenzaron a discutir llegando en un momento dado a agredirse físicamente hasta el punto de que uno de los influencers sufrió una fractura de la mandíbula debido a un puñetazo propinado por el propietario del domicilio, el cual también sufrió algunas lesiones de carácter leve.

PUBLICIDAD

El Grupo número 4 de Policía Judicial de la Comisaría de Policía Nacional en Benidorm, tras tomar las declaraciones pertinentes y recopilar todas las pruebas e indicios necesarios, el pasado día 5 de septiembre procedió a la detención del propietario de la vivienda donde se grabó el video clip, un varón de nacionalidad española y 21 años de edad, puesto que las lesiones que le ocasionó a la otra parte son de considerable gravedad.

Los hechos han sido puestos en conocimiento del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Benidorm.